VISITA NUESTROS PORTALES
junio 24, 2022
Francisco Quatrin
By Francisco Quatrin

Carga en 20 minutos y recorre 300 km: El bus de hidrógeno de TMB supera a los eléctricos en el rendimiento

La nueva tecnología que comenzó a rodar en Barcelona sólo tarda 20 minutos en cargarse y cada dos días. Los detalles sobre el funcionamiento de la primera experiencia real en España.

Hace más de dos meses Transports Metropolitans de Barcelona (TMB) incluyó a su flota el primer bus a hidrógeno del país y comienza a verse su rendimiento, el cual resulta mejor que el de uno eléctrico.

Uno de los factores que lo determinan tiene que ver con que el hidrógeno presenta una carga cada dos días, consumiendo 6,82 kilogramos por cada 100 km.

A esto se le suma que el tiempo de carga se reduce drásticamente. Un bus eléctrico lleva entre cuatro y seis horas, mientras que el propulsado por hidrógeno demora apenas 20 minutos.

“El dimensionamiento que se realizará era para un consumo superior pero vemos que está gastando poco y se tienen autonomías de 300 kilómetros”, explica Israel Vallejo Benito, responsable del Departamento de Vehículos Eléctricos-Híbridos y nuevas tecnologías de TMB.

En cuanto al mantenimiento es similar al de un vehículo eléctrico. En lo que respecta a la batería, en cambio, se suman los depósitos de combustible de hidrógeno.

Lo que más los diferencia es lo relacionado a la conversión del hidrógeno en electrones. “El bus lleva poco rodando y de momento no tenemos la experiencia sobre qué tipo de mantenimiento existe a nivel hidrógeno porque aún está en fase embrionaria”, comenta Vallejo a Portal Movilidad España.

Desde TMB se está realizando una tarea pedagógica en cada operación, considerando que incorporará ocho nuevas unidades que comenzarán a complementar una flota que para 2025 será de 60 buses en total.

El motor no deja de ser el de un vehículo eléctrico, por lo que el nivel de eficiencia es el mismo. Lo que el responsable del Departamento de Vehículos Eléctricos-Híbridos plantea es que comienza a haber una discusión similar a la que hubo cuando se implementaron los buses eléctricos, pero con una diferencia sobre la tecnología de las baterías.

“Hasta que no hubo un boom por la mejora de su tecnología no bajó el precio”, remarca Vallejo.

Antes las baterías hacían que el coste del vehículo fuera demasiado alto. «Una vez hallados otros métodos para su elaboración, el coste disminuyó, lo que sucederá con el de hidrógeno», destaca.

TMB destaca que cuando se diversifique la tecnología, el precio del bus a hidrógeno bajará, por tanto va a ser más atractivo y será estimulante la oferta.

“Hay que bajar el precio del kilovatio de hidrógeno, en el momento en que estos dos elementos empiecen a bajar habrá mayor demanda”, explica Vallejo.

Pero otras cuestiones a tener en cuenta son la infraestructura de hidrogeneras, que pretende ser estandarizada. Al momento se aprobaron varios proyectos de este tipo en el Moves Singulares II que buscan generar una mayor red de carga para estos vehículos.

Igualmente, TMB solicita subvenciones a esta tecnología, ya que, para que sea explotada como se la piensa de momento, el precio lo hace imposible.

“Hay que empezar. Nosotros tenemos 1100 buses en total y hemos comprado unidades para ver qué tal van y los resultados hasta ahora son buenos”, dice Vallejo.

Followers
17.921
Separator Single Post

Un comentario

  1. Muy interesante. Sería aconsejable se hagan reportes de cómo se puede obtener el hidrógeno, cuáles son las fuentes, pues sobre ello no se tiene conocimiento generalizado.
    Muchas gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *