VISITA NUESTROS PORTALES
marzo 20, 2023
Francisco Quatrin
By Francisco Quatrin

Carranza y la dependencia de baterías de litio chinas: “Van a cerrar fábricas”

China es el mayor productor de baterías para vehículos eléctricos del mundo. Europa aparece detrás del gigante asiático e incluso de Estados Unidos.
info@mobilityportal.es

El desarrollo de las baterías de litio cubren el centro de la escena en la industria de la automoción mundial, pero Europa parece no poder dar avances, mientras que China sigue conquistando el mercado.

En cuánto a la explotación del litio, cada vez hay más noticias sobre yacimientos para explotación del mineral, incluso en el continente. 

Francisco Carranza, CEO de la  Basquevolt, analiza en profundidad el tema con Portal Movilidad España.

¿Existe un impulso a la industria de las baterías de parte de las administraciones? 

Europa sigue sin reaccionar. No lo ha hecho ni con los nuevos paquetes de incentivos americanos, ni por la presión por parte del gobierno chino para para imponer a sus “campeones” industriales. 

Pero se han anunciado inversiones en el último tiempo…

En el sector tenemos un doble nivel de inversiones y de soporte. Por un lado, muchas de las inversiones que hoy día se ven en los medios y se dirigen hacia gigafactorías son para producción de tecnología tradicional. 

Sabemos que no es la tecnología que nos va a permitir llegar a los volúmenes de venta de 2030.

Las baterías que se producen a través de ese esquema son demasiado caras.

El vehículo eléctrico con los precios actuales no tiene ningún sentido y no puede funcionar para el cliente, simplemente no va a tener dinero para comprarse ese vehículo.

Por otro lado, lo que tenemos que hacer es invertir en esa ruptura en la tecnología que nos va a permitir reducir los costes de forma significativa y abordar con más seriedad la electrificación del sector. 

¿Y qué hay de España?

En el caso de España, no son suficientes los esquemas que se elaboraron. No están adecuados a las necesidades de la industria, ni un formato, cantidad y en tiempos.

Lo que se está proponiendo por parte del Gobierno de España no va con las necesidades de la industria para afrontar el reto de la electrificación.

¿Peligra la industria de la automoción?

Por supuesto. Un fabricante de automóviles tradicional produce él mismo los motores de combustión, sus cajas de cambios y sus líneas de escape de gases. Hay muchísimos componentes que se producen internamente. 

En la situación actual, además de las baterías, es que hay tal dependencia de la industria china que si no se soluciona va a pasar que se van a comenzar a cerrar fábricas. Y los proveedores europeos de componentes van por un mismo camino.

Estos últimos por la importación de productos chinos, sea la batería completa, como los materiales. 

En el caso del gigafactorías con tecnología tradicional, a la gran parte de esos componentes se siguen importando. Con lo cual, de alguna forma, sigues dependiendo de lo que pasa en China y de los actores de ese país. 

O le compran las celdas a ellos o los materiales a ellos. Y, por supuesto, le compras también las máquinas. Tienen una dominación del sector de equipos de producción, que es enorme.

Entonces existe dependencia de China..

Es una dependencia absoluta. En general, a nivel de materiales, de componentes y de celdas. 

¿Y qué posibilidades tiene la industria europea?

Es baja la probabilidad de lanzar una industria europea con éxito sin tener una nueva tecnología y que aporte algo nuevo.

Se debe buscar unas prestaciones superiores y un coste inferior. 

Pero la posibilidad de éxito es bastante pequeña porque estás compitiendo en un mercado y contra una tecnología madura. Esencialmente en el precio. 

Históricamente la batalla de lo más barato entre Europa y China, ya ha pasado muchas veces y las estadísticas son claras: siempre es el chino porque no está jugando con la misma reglas y tienen un acceso a capital que no estamos teniendo en Europa.

¿Es imposible competir con los chinos?

En Europa no hay actores de baterías con nuevas tecnologías. Estamos prácticamente solo nosotros. Lo que sí existe es, esencialmente, productores de celdas. 

Se necesita a alguien que desarrolle una nueva tecnología. El éxito va a depender de cómo nos diferenciamos de manera innovadora. Debemos aportar una ventaja competitiva con respecto a lo que puede hacer el competidor chino. 

España aparece como séptimo país europeo con capacidad de producción de baterías para vehículos eléctricos con 116 GWh ¿Esto es mucho o poco?

Eso es bastante poco. El mercado europeo tiene un horizonte para 2030 -si la tecnología que se pone al mercado viene con el coste suficientemente competitivo-, para superar los mil GWh. 

Entonces, estamos hablando de una capacidad de producción que es pequeña con respecto a la industria de la automoción que presenta España. Es el segundo productor de vehículos en Europa y vemos que se está descolgando a la hora de la producción de la batería.

Si España tuviera la misma ambición en ambos lados tendría que multiplicar por tres o cuatro esa capacidad.

¿Existe capacidad de explotación de mineral para baterías de vehículos eléctricos en Europa?

Es inexistente. Pero el problema de la mayoría de los minerales que utilizan en baterías no es que no haya, sino la dificultad en la extracción y la competitividad de la que se extraiga. 

El dinero necesario para transformar el material extraído,con un grado lo suficientemente bueno como para que sea utilizado en baterías, es bajo.

Pero, ¿existen iniciativas?

Dentro de ese contexto, la verdad es que hay muy pocas para suministro de baterías. Tenemos una famosa que es Vulcan, que sí que está teniendo relativamente éxito. Ha firmado acuerdos con Stellantis, Renault y Volkswagen para el suministro de litio 

Pero, aparte de esta empresa no hay ningún proyecto que esté suficientemente avanzado. 

Hoy día, en Europa, con el nivel de reserva que se tiene, da para abastecer a una gran parte del mercado europeo. Es una buena potencialmente en suministro, pero no es suficiente.

De explotar el litio en Europa ¿Habría una reducción del coste de la batería?

No. El mercado del litio funciona igual que en el de electricidad o del petróleo. El precio lo define el producto más caro que se está vendiendo. 

De alguna forma, en Europa, el tipo de extracción que se está considerando en potencial, no es necesariamente de los más baratos. 

Si la demanda sigue siendo muy elevada y la oferta sigue siendo restringida, hay cabida para proyectos que aporten litio más caro porque el barato ya está vendido.

Pero, si la oferta sigue aumentando en países con capacidad de producción a bajo coste para los litros que se producirán más caros, no se venderán. Es el mismo razonamiento que el del barril de petróleo.

¿Es el mineral más importante?

Lo es e irá ganando aún más importancia con las nuevas tecnologías, que son todas cada vez más dependientes del litio. Mientras que se sigue bajando la cantidad de níquel, cobalto, aluminio, cobre o manganeso, el litio sigue manteniendo su importancia dentro de la tecnología.

¿Por qué se mantiene en esa posición?

Es un metal que tiene unas propiedades electroquímicas estupendas para la transferencia de iones y de electricidad. De momento no se ha encontrado nada mejor que el litio para este tipo de batería.

Followers
17.921
Separator Single Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *