VISITA NUESTROS PORTALES
agosto 30, 2023
Inés Platini
By Inés Platini

Taxi eléctrico: “Las ayudas no son el problema, sino la poca concientización”

Roberto San José Mendiluce, el primero en conducir un taxi eléctrico en España, le relata en exclusiva a Portal Movilidad España cómo fue esa transición y cuáles son sus ventajas. Aquí todos los detalles.

Roberto San José Mendiluce se convirtió en 2011 en el primero en trabajar con un taxi eléctrico en España.

Con el fin de transmitir los beneficios medioambientales y la rentabilidad que ofrece la electromovilidad adquirió un Nissan Leaf.

Siendo uno de los primeros coches electrificados que ingresaron al país, la empresa dudó en vendérselo.

“Tenían miedo porque iba a ser para taxi. No sabían qué resultado iba a tener y podía crear mala prensa”, relata el conductor.

Roberto San José Mendiluce junto a su primer taxi eléctrico

12 años después, algunos taxistas decidieron sumarse a esta tendencia.

“Ahora en Valladolid somos nueve”, asegura Mendiluce, refiriéndose a la ciudad donde reside.

Según la plataforma Free Now, a nivel nacional la flota de estos vehículos se multiplicó por siete en el año 2021

Únicamente en Madrid circulan más de 15.000 taxis y de ellos, poco más de 300 son completamente eléctricos. Es decir, menos del 2%.

Taxi Eléctrico versus a combustión

Según los cálculos que realizó, su primer vehículo de gasoil, el Volkswagen Touran, le costó 24.000 euros.

En cuatro años y medio recorrió 320.000 km y, además de los gastos de mantenimiento, invirtió € 30.000 en combustible.

Mientras que al Nissan Leaf lo pagó 30.600 euros y a los 354.000 km hizo el primer cambio de batería.

En tanto, para recorrer 323.000 km abonó € 5.039 en recargas.

Actualmente, maneja un Hyundai Ioniq que obtuvo de segunda mano, cuyo coste de compra fue de € 30.000. 

Hasta el momento lleva invertidos 2.380 euros en mantenimientos y € 4.264 en consumo eléctrico (11 kW/100 km).

“A lo largo de estos años he recorrido más de 600.000 km sin haber consumido una sola gota de combustible”, confirma.

No obstante, remarca que sus colegas se muestran reticentes a cambiarse al coche electrificado y no precisamente por la falta de incentivos estatales, como el Plan Moves:

“Creo que el mayor problema que hay en el sector del taxi no es el tema de las ayudas, sino la poca concientización. El sector es muy reacio a los cambios”.

Además, expresa: “El problema no está en el precio, sino en la mentalidad. No entienden que los vehículos eléctricos son rentables, duran y para nuestro trabajo son la mejor herramienta”.

No así, declara que en el último tiempo el rubro comenzó a incorporar el híbrido. 

“Pero es un motor de combustión, tiene mantenimiento y averías. Entonces la diferencia de precio entre un híbrido y un eléctrico, que antes era menor, hoy en día es similar”, insiste.

Puntos de recarga inoperativos o con falta de mantenimiento

Con respecto a los cargadores, el taxista dice que es notable el cambio que hizo España en estos últimos 12 años.

Al principio, debía ir a cargar su coche a la concesionaria de Nissan. Ahora, “Valladolid cuenta con aproximadamente 10 o 15 puntos de carga rápida”.

Pese a sostener que la red de carga del país le permite a los vehículos electrificados circular cómodamente, Mendiluce aclara:

“Por desgracia, de los puntos de carga que están instalados algunos están inoperativos porque no fueron dados de alta por la compañía eléctrica”.

Asimismo, revela: “O les falta mantenimiento, es decir, están averiados y no se reparan. Algunos de ellos son públicos, del ayuntamiento”.

En cuanto al método de gestión de recarga, asegura: “Se podría avanzar más rápido. Portugal y Francia nos llevan muchos años de ventaja”.

Para el conductor, el sistema se debería unificar:

Es incómodo que cada operador tenga su propia tarjeta de carga o aplicación, y que no puedas utilizarla en cualquier punto de recarga”.

Roberto San José Mendiluce cargando su Nissan Leaf

Por su parte, el taxista cuenta con un cargador propio en su casa: “He contratado un Wallbox Pulsar de 5 kilovatios”.

La estrella de la empresa cuenta con un diseño enfocado en la carga inteligente de vehículos eléctricos. 

A su vez, tiene un tamaño increíblemente pequeño que permite acceder a una gran potencia.

“Su ventaja es que te conectas con el móvil y tienes un portal donde puedes ver las gráficas de carga y un historial con todo lo que has consumido”, explica Mendiluce.

Por ende, subraya que el eléctrico es una buena opción para el sector: 

“Aunque es verdad que son un poco más caros, hay que verlo como una inversión. Tendrás mejor rentabilidad, un mejor trabajo y, sobre todo, más seguridad”.

Followers
17.921
Separator Single Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *